Jaire Viajes - Agencia de viajes en Asturias

rafting

Rafting Asturias

El rafting en Asturias es muy fácil de practicar debido a que allí se encuentran muchas zonas aptas para dicha práctica, como son sus espectaculares zonas naturales, los ríos con sus pendientes inclinada, con corrientes rápidas y con baja profundidad, esto permite que la embarcación se deslice sobre el agua a mucha velocidad, es un deporte considerado de alto riesgo.

El rafting es un deporte, en el cual se debe descender por ríos cuyas aguas sean muy fuertes en una balsa, es una actividad para ser realizada en equipo, ya que cada participante debe llevar un remo con la finalidad de mantener un constante equilibrio mientras dura el descenso por el turbulento río.

Equipamiento para practicar el rafting en Asturias

En Asturias existen muchas empresas que organizan la práctica de este deporte de aventura, las cuales le suministran a las personas que contratan sus servicios un equipamiento especial, que está conformado por lo siguiente:

1.Un raft o bote neumático, que por lo general tiene capacidad para 6 u 8 personas.

2.Remos de una sola pala: estos son usados por los tripulantes para impulsar el bote, es recomendable que los remos centrales sean utilizados por personas con experiencia en esta práctica.

3.Chaleco salvavidas: para la práctica de esta actividad es de uso obligatorio.

4.Casco: este debe ser llevado obligatoriamente porque protege de un posible golpe con las piedras.

5.El tipo de vestimenta: se debe usar un traje de neopreno por ser más cómodo y proteger de los golpes.

Normas para practicar rafting en Asturias

Las diferentes empresas en Asturias que organizan esta actividad, tienen una serie de normas que deben cumplir las personas que desean practicar este deporte de aventura, entre las que se encuentran las siguientes:

1.El bote neumático donde se debe practicar esta actividad debe ser resistente para el tipo de corrientes que tienen los ríos y para soportar golpes.

2.Los remos deben ser diseñados para el uso exclusivo de esta actividad, porque estos son los responsables de ayudar esquivar los giros, los desniveles, las rocas y las turbulencias que se presentan durante el recorrido del rio.

3.Las personas que van a practicar esta actividad deben tener buenas condiciones físicas y tiene que ser mayor a 12 años de edad, tampoco pueden tener afecciones cognitivas o motoras.

4.Es recomendable llevar los siguientes accesorios: inflador, herramientas para reparaciones, cuerda de rescate, remos de repuesto, entre otros.

5.Los participantes deben saber nadar y estar concentrados cuando están remando, para evitar las rocas y no caer en el agua.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *